REPSOL

PROGRAMA DE INTEGRACIÓN DE PERSONAS CON CAPACIDADES DIFERENTES

El programa de Capacidades Diferentes ha supuesto un cambio cultural muy importante en la compañía e implica una apuesta firme por la gestión de la diversidad en la empresa, como elemento favorecedor de la competitividad y del respeto por los derechos de la persona.

Acuerdos con entidades expertas como ONCE, la accesibilidad de los puestos de trabajo y la sensibilización son algunos de los pilares del programa.

Nuestro reto es fomentar un nuevo modelo de convivencia comprometido y solidario, apostando siempre por la igualdad de oportunidades que nos hace ser un referente en la sociedad. Impulsamos esta integración en todos los países donde estamos presentes.

El proyecto de Integración de personas con capacidades diferentes, ha sido y es un pilar fundamental de la transformación y cambio cultural experimentado dentro de la organización. Nos ha permitido enriquecer nuestros grupos de trabajo, ver otras formas de innovar y sobre todo gestionar el talento.

Ha sido clave en todo el proyecto el haber ido acompañados de expertos, asociaciones, empresas especialistas en el mundo de la discapacidad que nos han enseñado como hacerlo. Sobre todo hay que destacar en España el Convenio Marco de Cooperación entre Repsol, ONCE y sus respectivas Fundaciones que cuenta con actuaciones orientadas al desarrollo y potenciación de la integración y normalización social de las personas con discapacidad.

Han sido muy importantes también las adaptaciones en las metodologías de selección y reclutamiento, cursos de formación ocupacional, supresión de barreras arquitectónicas en las instalaciones (cafeterías, rampas, mobiliario) con el objeto de facilitar el proceso de integración dentro de la organización.

Del marco legal a una mirada hacia el futuro

La ley de Integración de personas con discapacidad (LISMI) exige que toda empresa con más de 50 empleados reserve un mínimo de 2% de trabajadores con discapacidad. Repsol supera esa cifra y ya cuenta por todo el mundo con más de 500 personas con capacidades diferentes en contratación directa.

La LISMI contempla dos vías para cumplir la Ley: contratación directa y medidas alternativas.

El compromiso de Repsol es seguir creando empleo  mediante el impulso de la contratación directa, tanto en España como en los países donde tiene presencia, exista o no obligación legal. En este sentido, el programa se ha extendido a otros países, como Brasil, Ecuador, Perú, Portugal y Venezuela.

En España, la LISMI contempla dos vías para cumplir con la ley:

- La contratación directa de empleados.

- Medidas alternativas: compra de bienes y servicios a Centros Especiales de Empleo (CEE), empresas cuyo 70% de trabajadores tienen alguna discapacidad. 

Repsol supera la LISMI sólo con contratación directa, y se sitúa en un 3,29% como cómputo total, donde se tienen en cuenta las medidas alternativas y la contratación directa.

PROGRAMA DE ACCESIBILIDAD Y ADECUACIÓN DE INSTALACIONES

El objetivo de este programa es favorecer entornos de trabajo amigables para todas las personas y contribuir a la construcción de una sociedad más inclusiva.

En la actualidad Repsol cuenta con más de 500 estaciones de servicio accesibles.

La finalidad del programa es velar por el bienestar de los empleados y convertir  las sedes de Repsol en lugares en donde se promueva la accesibilidad  y la productividad personal para una gestión eficiente del tiempo, a través de espacios luminosos y abiertos, que fomenten la interacción y la comunicación.

Adaptación y accesibilidad arquitectónica

La accesibilidad de los espacios consiste en su uso y aprovechamiento con la máxima autonomía personal y seguridad. Las actuaciones de Repsol en materia de accesibilidad arquitectónica tienen en cuenta tanto a los trabajadores como a los clientes que acuden a sus espacios públicos, en especial a las estaciones de servicio.

Repsol en la actualidad cuenta con más de 500 estaciones de servicio accesibles de su red de España, y ha inaugurado la primera estación de servicio accesible en Portugal.  Con este proyecto, contamos con la mayor red de puntos de venta accesible del país y una de las más grandes de Europa.

Estas experiencias han sido documentadas a través de la  publicación del  libro  “Estaciones de Servicio accesibles para todos”, una guía informativa sobre las soluciones a tomar para mejorar la disposición de los elementos en una estación de servicio.  Esta guía sirvió para normalizar el proceso de diseño de las instalaciones y lograr entonos accesibles. 

Otro ejemplo de este compromiso de Repsol es su sede corporativa. El Campus Repsol se ha construido bajo criterios de accesibilidad universal.  Filosofía que también se está implementando en las adaptaciones de los otros dos grandes edificios de Repsol en Madrid: El Centro de Tecnología de Móstoles y el Centro de Procesamiento de Datos de Tres Cantos.