Escrivá flexibilizará la jubilación anticipada de los trabajadores con una discapacidad del 45% o más

abc.es 03.1120

Durante su intervención en la sesión de control del Senado, Escrivá ha explicado que al reclamar los datos ha comprobado que en los últimos diez años solo han accedido a este tipo de jubilación anticipada 2.675 personas, y ha puesto como ejemplo las 345 personas que lo hicieron en 2015 y las 198 de 2019.

Escriva ha afirmado esto durante su respuesta a la senadora del PNV Nerea Ahedo: «Esto no es nada, esto es muy triste, esto no debería ocurrir. Cuando he constatado las cifras no he podido más que comprender que la regulación es insuficiente (...) Le aseguro que entre las prioridades normativas vamos a abordar este problema porque esto no es aceptable».

La senadora le ha preguntado al ministro si el Gobierno va a desarrollar la recomendación 18 del Pacto de Toledo que aboga por flexibilizar regulaciones que se han revelado rígidas en el acceso anticipado a la pensión de jubilación de las personas trabajadoras con discapacidad.

Según la normativa vigente, para jubilarse anticipadamente con una discapacidad igual o superior al 45% se deben haber cotizado al menos 15 años de la vida laboral con ese nivel de discapacidad reconocido.

Ahedo ha recalcado que esa condición restringe mucho el acceso a la jubilación anticipada porque muchas personas trabajadoras que en la actualidad tienen reconocido un 45% de discapacidad no la tenían hacen 15 años, por falta de reevaluación o por la aparición de secuelas tardías.