RSC
Cigna y Ángeles Urbanos ayudan a personas con discapacidad

Compromisorse.com 24.09.18

La primera actividad de voluntariado ha tenido lugar en el centro para personas con discapacidad de la calle Silvano 150 (Madrid). Una veintena de voluntarios de la aseguradora de salud se ha reunido para pintar y poner a punto las instalaciones de dicha institución con motivo de su próxima reapertura. Como parte de la política de RSC de la aseguradora en España, a cada empleado le corresponden 8 horas anuales de voluntariado corporativo.

“Para Cigna es muy importante que el ámbito de actividad de todas las ONG con las que trabajamos sea muy cercano a nuestra misión, que no es otra que ayudar a los que servimos a mejorar su salud, bienestar y seguridad. Por esta razón, supimos desde el principio que establecer una alianza a largo plazo con Ángeles Urbanos era la mejor opción para estar cerca de nuestra comunidad y contribuir a la educación por la igualdad, principal objetivo de la asociación”, afirma Ana Romeo, directora de Recursos Humanos de Cigna España.

La Asociación Ángeles Urbanos comenzó su labor social en 2004 gracias a Ángeles Ramos, su fundadora. Su experiencia como pedagoga, terapeuta y logopeda le llevó a crear su propia organización para atender a personas con discapacidad y en riesgo de exclusión social. Para ello, abrió un centro de educación especial en el que se imparte formación adaptada y se procura la integración de este colectivo en el mercado laboral.

“Para nosotros, poder contar con el apoyo de Cigna es clave, ya que al tratarse de una organización centrada en el cuidado de la salud y el bienestar de las personas, tenemos total sintonía en cuánto a los objetivos que perseguimos. Por eso, esperamos que este sea el punto de partida de una fructífera relación que nos permita llegar y ayudar a más personas”, indica Ángeles Ramos, fundadora de Ángeles Urbanos.